El antiguo altar al dios Marte en la fortaleza de Alcalá la Vieja

El antiguo altar al dios Marte en la fortaleza de alcalá la Vieja

Es apasionante pensar en un mundo lejano, muy lejano, con dioses diferentes, cultos, costumbres, personas que eran distintas a nosotros, aunque en su manera de ser y en su modo de entender la sociedad humana estuvieran las raíces de nuestra actual cultura y civilización. En 2013, durante los trabajos arqueológicos en el yacimiento musulmán de Alcalá la Vieja, apareció una magnífica pieza arqueológica: un ara o altar romano dedicado al dios Marte. En el altar aparece el siguiente texto:

MARTI / SACR / LIGVRVS / PRIMITIVUS / EX  VOTO (Marti / sacr(um) / Ligurius / Primitivus / ex voto). “Consagrado a Marte. Ligurius Primitivus en cumplimiento de un voto”.

Por el tipo de letra, se podría datar entre los siglos I y II d.C. Una joya aparecida en un yacimiento que no corresponde a su época y que habla de un posible asentamiento romano distinto al de Complutum.

En cuanto a Ligurius Primitivus, evidentemente no se sabe quien fue, aunque, debido a la rareza del nombre Ligurus en Hispania, es posible que fuera un «liberto», liberado de las obligaciones hacia su antiguo señor. ¿Fue esa la razón razón de la dedicación del altar al dios Marte? No lo sabremos nunca, aunque puede que este altar fuera la expresión de la alegría ante la libertad.

Los Cerros de Alcalá de Henares han sido desde la antigüedad más remota un lugar donde se han ido asentando diferentes pobladores. Fáciles de defender, proporcionan una magnífica visibilidad de su entorno y su composición hace factible utilizar sus laderas para construir cuevas o sus llanos para establecer núcleos de población. En particular, el cerro de la VeraCruz conserva vestigios antiquísimos, que acabaron soterrados por la ocupación musulmana y la construcción de la gran fortaleza islámica hacia el siglo XI. Desde el siglo XVI, el lugar quedó abandonado y sin uso defensivo, por lo que se ha conservado relativamente bien como yacimiento arqueológico.

Lo realmente interesante es que la aparición del altar, junto con otros restos romanos, parece probar la existencia de un núcleo habitado romano diferente y puede que anterior a Complutum. Se podría decir que los restos romanos aparecidos en Alcalá la Vieja podrían proceder de diferentes traslados desde Complutum, aunque esta suposición se puede poner en duda debido al peso del altar de Marte encontrado, de unos 900 kilos, lo que hace improbable que fuera trasladado desde otro lugar.

El altar, con una altura de 1,70 metros y de piedra caliza, pudo serlo de un templo dedicado al dios Marte en un antiguo y primitivo asentamiento romano; culto que se mantuvo y alcanzó gran importancia en Complutum.

Una gran pieza arqueológica que podemos admirar en el Museo Arqueológico Regional situado en el antiguo Colegio Convento de la Madre de Dios de Alcalá de Henares.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.