Una gran casa de labor de la calle de la Tercia, Alcalá de Henares

Un singular edificio situado en la calle de la Tercia (actuales números 3 y 5) de un importante valor patrimonial y arqueológico.

Lo que hoy vemos es el resultado de siglos de ocupación de este espacio lugar para vivir, combinado con usos de tipo agrícola y comercial. Una gran casona de labor que fue en gran parte reconstruida a principios del siglo XIX y adaptada a las necesidades de sus habitantes a lo largo del XX.

Desde el año 2005 se han venido sucediendo diferentes intervenciones arqueológicas en este edificio. Debido a su situación junto a la iglesia de los Santos Niños Justo y Pastor es normal que este espacio cuente con una importante riqueza arqueológica. En su entorno se ha encontrado material cerámico que puede corresponder a un asentamiento carpetano o de las Edad del Hierro.

Son muy interesantes los restos de un horno de cerámica y los de una estructura circular que podría corresponder al basamento de otro horno. Además, se ha encontrado una piedra rodeada de adobe que pudo pertenecer a este último horno. Es posible que fuera un horno de pan utilizado por los propietarios para consumo propio. Estos restos parecen corresponder a época andalusí o bajomedieval.

También, en torno al patio principal y en otras zonas, ha aparecido abundante material cerámico y óseo que pueden corresponder a restos de lo que pudo ser un basurero o escombrera altomedieval.

Lo que parece claro es que a lo largo de los siglos hay una ocupación continua de este lugar, con importantes cambios a partir del siglo XVI, que culminaron con una gran reforma o reconstrucción a principios del siglo XIX.

En el plano catastral de 1860 (la calle de la Tercia aparece como calle Damas), se percibe claramente la estructura del edificio como una gran casa de labor perteneciente posiblemente a unos ricos agricultores. Antes de la fecha del plano ya estaban construidos el gran pajar, que se situaba junto a la escalera principal, el granero y las cuadras. Esta claro que sólo una familia propietaria de grandes explotaciones agrícolas podía tener una casa de estas características.

La vivienda tiene forma de “L”. Tras la restauración, parcialmente finalizada en 2020,  se ha recuperada la estructura original del patio, con galería alta abierta y balaustres de madera. En el siglo XX, esta galería llegó a ser cerrada e incorporada a la vivienda como habitaciones con balcón. Se ha recuperado la galería y la balaustrada original, y también los bellos modillones de rollo que decoran esta galería y que conservan restos de policromía de color azul.

El patio conserva dos altas columnas de orden toscano de 3,30 m., muy parecidas a las que podemos ver en la plaza de Cervantes. Son de piedra caliza, con capitel de cinco piezas, fuste con efecto de éntasis (ligero abombamiento) y basa de piedra. Sobre ellas, apoyan vigas de madera con modillones de rollo que sujetan las vigas de la galería superior, que se apoya también sobre tres pies derechos con basas de piedra caliza y zapatas de líneas curvas.

El empedrado original del suelo parece corresponder al siglo XIX, aunque se han encontrados restos de solados anteriores. En cuanto al pozo, parece que para su construcción se utilizó laja tardorromana o visigoda. 

La escalera principal es un magnífico ejemplo de este tipo de estructuras, propia de una arquitectura popular, pero de alto poder adquisitivo.

La arquitectura del edificio corresponde en su tipología a la tradición castellana para este tipo de viviendas, de la que en Alcalá de Henares conservamos ejemplos desde el siglo XVI. 

La fachada, que estuvo enfoscada hasta la actual restauración, muestra una fábrica tradicional de ladrillo y cajones de tapial y mampostería. El alero superior en ladrillo, se decora en una de sus zonas con formas que recuerdan a la arquitectura de tradición mudéjar.

En una de las habitaciones se dispuso en el siglo XX un despacho de telas, del que se conserva algún mobiliario, como una gran mesa y estantes de madera.

Un bello edificio que ha recuperada sus formas tradicionales, transformado hoy, con el nombre de la Casona del Asno, en unos preciosos apartamentos turísticos. Un lugar de silencio, paz y descanso situado junto al lugar donde nació la actual Alcalá de Henares, la Catedral Magistral de los Santos Niños Justo y Pastor.  

Visitas guiadas en Alcalá de Henares: AlcaláTurismoYmás

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.