Edificio de Perfumería Gal en Alcalá de Henares

Uno de los edificios más importantes de la arquitectura industrial de mediados del siglo XX se encuentra en Alcalá de Henares: la antigua fábrica de Perfumerías Gal. Una pequeña o gran joya, que se ha recuperado en parte y que se proyecta como un gran centro cultural para nuestra ciudad.

La primera fábrica de la empresa Gal se inauguró en Madrid en 1899 y se situó en la calle de Ferraz nº 25. Posteriormente, el arquitecto Amós Salvador Carreras fue el encargado de diseñar la gran fábrica de La Moncloa, inaugurada en 1915 y un magnífico ejemplo de arquitectura modernista neomudéjar madrileña. Una gran instalación que sufrió muchos daños en la Guerra Civil. Fue derribado en los años 60 del siglo pasado y sustituido por el edificio Galaxia (Antonio Lamela, 1969).

La empresa decidió que la nueva fábrica de Gal se situara en Alcalá de Henares. Se encargó el proyecto al arquitecto Manuel Sainz de Vicuña (nieto de uno de los fundadores de la empresa), que viajó por todo Europa buscando ejemplos de arquitectura industrial adaptada a una empresa dedicado a la cosmética y perfumería. El resultado fue un notable edificio, un monumento incluido en el inventario del Comité Internacional del Movimiento Moderno.

Se construyó entre 1961 y 1963 y ocupó un gran espacio junto a la antigua carretera de Francia. Magnífica obra tanto por su diseño como funcionalidad, donde se preveía todo lo necesario para un correcto funcionamiento de los diferentes departamentos de la empresa.

Mantuvo la producción hasta el año 2004, fecha en que la empresa pasó a ser propiedad del Grupo Puig.  En ese momento se decide un nuevo traslado, también en Alcalá de Henares, pero en un nuevo y moderno edificio situado en el polígono de La Garena.

La mayor parte del antiguo complejo fue derruido y sus terrenos catalogados como urbanizables. Pero se salvó el antiguo edificio central de administración de la empresa y algunas naves adjuntas, en realidad, la parte más interesante y representativa del conjunto.

Fue restaurado en parte por el Ayuntamiento de Alcalá de Henares (zonas administrativas, fachadas) y se habló de varios usos, como por ejemplo Centro Municipal de Congresos, Centro de Recepción de Visitantes, Museo de la Motocicleta… Se ha venido usando como magnífico plató de rodaje de series, programas y anuncios de televisión y desde hace unos años es la sede del belén monumental de la Asociación Complutense de Belenistas.

En 2018, el ayuntamiento de la ciudad presentó un nuevo proyecto de rehabilitación con el que se quiere convertir al histórico edificio industrial en un gran centro multifuncional con aulas para talleres, salas de exposiciones y un centro de interpretación de Energías Renovables.

Edificio de Perfumería Gal en Alcalá de Henares

La empresa conserva en Alcalá de Henares, aún sin exponer, uno de los museos de la perfumería de España.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.