La estatua de Miguel de Cervantes de Alcalá de Henares

El escultor

El italiano Carlo Nicoli Manfredi nació en Carrara el 4 de octubre de 1843 y murió en Belvedre di Avenza en 1915.

Importante escultor, discípulo de Gionvanni Dupré, llegó a ser premiado por la Academia de Carrara en 1864 y, en España, con la Cruz de Caballero de la Orden de Carlos III. En su ciudad natal fundó un taller de escultura (1868), que todavía hoy sobrevive.

Durante su estancia en España a finales del siglo XIX trabajó junto con su padre Pietro y su hermano Silvio. Su obra escultórica, en bronce o un mármol, se desarrolló bajo la influencia del último romanticismo con ciertos toques realistas. Ropajes, expresiones y formas idealizadas que dan a sus personajes un aire simbólico y monumental.

Trabajó la figura de Cervantes en varias ocasiones, siendo considerada la estatua de Alcalá de Henares una de sus mejores obras.

El monumento a Cervantes de Alcalá de Henares

Fue inaugurado por el alcalde Esteban Azaña (padre de Manuel Azaña) el 9 de octubre de 1879. Carlo Nicoli trabajó la estatua en bronce. Se apoyaba sobre un pedestal, obra de Manuel Laredo y trabajado en piedra de Colmenar, que fue sustituido por el actual en los años setenta del siglo pasado, encargándose al escultor José Noja en 1994 los cuatro relieves que lo adornan.

La estatua mide 2,09 metros y pesa en torno a 750 kilos. En 2007 comenzó una importante restauración del monumento que incluyó la reposición de la pluma que sujeta con la mano derecha tal y como había sido diseñada en la obra original.

La obra muestra al escritor idealizado, algo melancólico, casi romántico, pero sin olvidar rasgos realistas como las arrugas y una huidiza mirada que parece mostrar a la vez inteligencia y un cierto sufrimiento. Una aproximación idealizada a Cervantes, realizada cuando todavía no se conocía el famoso retrato de Juan de Jaúregui y basada posiblemente en el autorretrato que hace el escritor en sus Novelas Ejemplares.

La estatua de Miguel de Cervantes de Alcalá de Henares

Otros monumentos a Cervantes de Carlo Nicoli

Busto de Cervantes del Museo Cerralbo

Perteneció al marqués de Cerralbo. Podría ser un boceto previo de la estatua de la plaza de Cervantes de Alcalá de Henares. El boceto en yeso se realizó en 1876 y el vaciado en bronce en 1879. Sus rasgos e idealización son muy semejantes a los de la estatua de Alcalá de Henares.

La estatua de Miguel de Cervantes de Alcalá de Henares

Estatua de Cervantes en La Habana

Muy cerca de las calles de San Juan y Empedrado, en un parque de la zona más antigua de la ciudad, se encuentra desde 1908 esta obra de Carlo Nicoli, trabaja en mármol de Carrara. También los rasgos del escritor, que en este caso aparece sentado y aún si cabe más idealizado, repiten las formas y la expresividad propias del autor.

La estatua de Miguel de Cervantes de Alcalá de Henares

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here